viernes, 13 de septiembre de 2013

Chiune (Sempo) Sugihara


Hola a todos,

Estos días sólo en la TV sólo se menciona Japón porque será la Sede Olímpica del 2020
Hoy quiero hablar de un tema que nada tiene que ver con el futuro, sino con un verdadero héroe del pasado. 

A muy pocas personas les suena el nombre de "Chiune (Sempo) Sugihara", pese a que gracias a él pudieron huir miles de judíos de la Unión Soviética cuando éste trabajaba como cónsul del Imperio Japonés en Lituania.


Sugihara (1 de enero, 1900 - 31 de julio, 1986), se licenció en Literatura Inglesa en la Universidad de Waseda. En 1919, fue reclutado por el ejército japonés y fue asignado a Harbin, China, donde aprendió alemán y ruso (y después se especializó en asuntos rusos).

En 1939 se convirtió en vice-cónsul en Kaunas, Lituania, donde una de sus funciones era informar de los movimientos de las tropas soviéticas y alemanas. 

En 1940, tras la toma de posesión de la Unión Soviética en Lituania, muchos refugiados judíos intentaron adquirir visados de salida, ya que sin ellos viajar era casi imposible. Muchos fueron al consulado japonés en Kaunas cuando descubrieron que estaban flanqueados y que el este era su única opción. Sugihara se puso en contacto con el Gobierno japonés, que únicamente permitía la entrada de aquellos que cumplieran los procedimientos burocráticos de inmigración y tuvieran fondos, es decir: a una minoría. Pese a la insistencia de Sugihara, el Ministro de Asuntos Exteriores le negó el permiso que expedir visados. 

Durante el agosto de 1940, Sugihara concedió visados de 10 días para el tránsito por Japón por iniciativa propia, incumpliendo así sus órdenes, y llegó a un acuerdo con los funcionarios soviéticos que permitieron que los judíos cruzasen el país mediante el ferrocarril transiberiano. Trabajó incansablemente en los visados (hasta 20h. al día), hasta que tuvo que abandonar su puesto el 4 de septiembre antes de que el consulado cerrara. La noche anterior, él y su mujer estuvieron despiertos escribiendo más visados, que tiraron por la ventana del tren antes de marcharse. Al final, únicamente lanzaron papeles con su firma y sellado, y regaló el sello para que se pudieran replicar visados a posteriori. Sugihara, descorazonado, gritó sus disculpas por no haber podido emitir más visados. 




En 1941, las tropas soviéticas encarcelaron a Sugihara y a su familia, y los retuvieron a un campo de prisioneros de guerra durante 18 meses. Cuando los liberaron, en 1946, volvieron a Japón. Un año después, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Japón le pidió a Sugihara que renunciara a su cargo, y se sospecha que el motivo real fueron sus acciones en Lituania. 

En 1985, Sugihara y su esposa Yukiko fueronn concedidos el honor de "Justo entre las Naciones" por el gobierno de Israel. Cuando Sugihara  murió, en 1986, una gran delegación judía (incluyendo el embajador israelí) se presentó a su entierro. Fue entonces cuando la sociedad nipona descubrió al héroe que había permanecido prácticamente en el anonimato pese a haber rescatado a miles de personas. 

El centro Simon Wiesenthal (Wiki: institución dedicada a documentar las víctimas del holocausto y lleva registros de los criminales de guerra nazis y sus respectivas actividades) calcula que Sugihara emitió 6000 visados (las fuentes no coinciden con un número), y que el número de descendientes salvados gracias a sus acciones ronda los 40.000. 

Citas: 
  • No puedo darles la espalda a quienes dependen de mí. Eso sería ir en contra de Dios. 
  • Tal vez no haya hecho lo correcto como diplomático, y sin embargo no podía ignorar que matarían a miles de personas si yo les ignoraba, 
  • "¡Vaya con Dios!" (en español)
  • El mundo es como una gran rueda. Por eso mismo, no nos enfrentemos, no nos peleemos, démonos las manos y giremos. Os deseo salud y felicidad a todos. (durante la recogida de los visados de los refugiados)
  • ¿Quién puede denegar el Visado a alguien usando como pretexto la seguridad civil para no emitir esos permisos de viaje? ¿Es eso lo que realmente quiere nuestro país? 
  • En los periódicos, la televisión... Lo que hice no fue para tanto. 
  • No hice algo importante. Hice lo obvio. 
  • Entre los refugiados no sólo había hombres, sino mujeres, ancianos, e incluso niños. Todos parecían estar completamente exhaustos. 
  • Lo hice porque sentí compasión. Ellos querían salir del país, así que yo les facilité el visado. No hice más que eso. 
Documental: 



Fuentes: 

UNITED STATES HOLOCAUST MEMORIAL MUSEUM: Chiune (Sempo) Sugihara.  (Septiembre, 2013)

JEWISH VIRTUAL LIBRARY: Chiune Sugihara. (Septiembre, 2013)

JUSTOS DE LAS NACIONES: Sempo Sugihara (Septiembre, 2013)

WIKIPEDIA: Chiune Sugihara (English, Español, 日本語). 

No hay comentarios: